En la ribera del río

*

Ayer,

yo no sentía el frío, 

ni veía las aguas turbias de aquél río.

Ayer,

cuándo me sonreías,

cuándo tu mirada azul cruzaba la mía,

el viento soplaba en la fantasía de mi tormenta escondida.

**

Me imaginaba

dibujando el contorno de tus labios con los mios.

Pensaba,

que un beso bastaría para desencadenar, enfurecida,

esa tormenta escondida.

Y en aquella larga y vana espera,

tú, me decías...

**

Ven, cariño, ven, funde tu alma con la mía...

 ven, cariño, ven, enciende tu hoguera con mi hoguera...

 ven,  cariño, ven, sacia mi sed, apaga este fuego

que nos quema.

M.Ange.Bonnevie

Cazilhac.04 Mars 2001